Ojo con la cana

Justo enfrente de casa hay una guardería infantil y el estacionamiento es el lugar ideal para que los patrulleros estén al acecho de conductores émulos de Fangio. Pobre del incauto que vaya por encima del límite máximo de velocidad, que en esta calle es de 45 millas por hora (alrededor de 60 km por hora).

Todos los días, incluso varias veces por día, escucho una sirena y al ratito veo un auto que entra al estacionamiento de la guardería o para en la puerta de casa, seguido del patrullero en cuestión. El conductor se queda dentro del auto (con cinturón puesto y todo) y el policía se acerca a pedirle el registro y el seguro.  Creo que si el conductor hace algún movimiento brusco que el policía pueda llegar a interpretar como amenazante, este último puede desenfundar el arma y reducirlo.

Acto seguido, va a la computadora del patrullero (o moto), ingresa los datos del infractor y supongo que labra una multa.

Ya me acostumbré, pero al principio me pegaba a la ventana a ver el espectáculo del cana y el conductor suplicándole que no lo deje pegado.

Y cuando salgo por esta calle respeto el límite de velocidad a rajatabla (en esta calle dije).

 

Anuncios

5 Respuestas a “Ojo con la cana

  1. Divertido tu post y muy útil. Es necesario que todos los extranjeros conozcan la forma en que actúa la polícía estadounidense respecto al tránsito, para evitar problemas mayores. Conozco muy bien el procedimiento, después de hacer sonar la sirena el policía te grita: “Freeze, remain in the car, keep your hands on the wheel”, mientras se aproxima a la ventanilla con la mano sobre la pistola que lleva en la cintura. Si no hablás bien inglés y no entendés lo que quiere decir con “Freeze” estás frito. De noche es todavía peor, puesto que con un reflector apunta al espejo retrovisor lateral del conductor para ver tu cara y encandilarte. Un accionar realmente intimidante. Y lo viví personalmente sin violar ninguna norma de tránsito. Cuento lo que pasó. En uno de mis viajes a EE.UU. alquilé un auto en Hertz, en el aeropuerto de Miami y me lo entregaron sin una oblea, creo que se llama “tag” que prueba que se pagó un impuesto, obligatoriamente debía estar en el vehículo. A la tercera vez que reiteraron el procedimiento en menos de una semana, tras presentar el contrato de alquiler, pregunté a la oficial de policía -aprovechando que hablaba perfecto español- a qué se debía tal recurrencia. Muy gentilmente, la mujer me explicó lo de la oblea y eso me permitió hacer el debido reclamo a Hertz. Lo peor fue que al momento de hacer la llamada telefónica a Hertz, me piden que pase los datos del contrato y recién entonces noté que que el empleado del mostrador me había entregado el contrato de otro cliente, por lo que no tenía mi nombre, mencionaba otro auto y era de una duración diferente. Si los policías además de ser estrictos con el procedimiento de detención, se hubieran tomado el trabajo de leer el nombre del contrato y visto que no correspondía al vehículo, me hubiera visto realmente en apuros. Mi consejo es no sólo respetar todas las normas, sino asegurarse de verificar atentamente los papeles de alquiler de vehículos. Errar es humano, Hertz me hizo una “bonificación” por la cual me descontaron US$ 100,00 por las molestias ocasionadas y aprendí una buena lección.

    Me gusta

  2. El “como arreglamos jefe?” no funciona no? Y bue … allí donde fueres haz lo que vieres … . Y vos re chusma detrás de la cortina jajajaj
    =D

    Me gusta

¡Adelante, comente nomás!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s