Dallas y yo

Estoy empezando a amigarme con Dallas. Es como un pariente lejano a quien no hay más remedio que aguantar en la cena de Navidad. Uno pone la mejor sonrisa y trata de pasarla lo mejor posible, mientras mira la hora a cada rato.  Para entablar una relación amena, compre una guía de la ciudad. El GPS lo uso para no perderme –dado mi inexistente sentido de la orientación-  y la guía, para descubrir lugares interesantes.

Hace un tiempo, mientras navegaba por internet, fui a dar con un sitio dedicado al Downtown Dallas (vendría a ser como Centro y Microcentro, pero mucho más chico). Allí ofrecían una caminata guiada organizada por la Sociedad de Arquitectos cuyo tema central era, obviamente,  la arquitectura, tanto antigua como moderna, de la ciudad.  Me anoté, pagué vía PayPal (es como Pagomiscuentas) y  recibí la confirmación. Además de que me gusta, me venía bien porque como Sean está en Canadá, tenía algo para hacer fuera de casa un sábado a la mañana.

Pues bien, el sábado llegue puntual al lugar de encuentro, la puerta principal de DMA (el Museo de Bellas Artes). Y no había nadie. Nessuno. Nobody. Ninguem. Abrí la puerta del museo y enseguida tenía una guardia de seguridad respirándome en la nuca. Que qué hacia ahí, que  el museo estaba cerrado, que fuera, fuera! Le expliqué pero igual me echó. Por las dudas fui a ver la otra entrada, pero tampoco había nadie. Ya estaba montando en cólera. Estaba ensayando como iba a insultar  a los organizadores/estafadores, etc., etc. Volví a leer el email confirmando el tour.

Era el día equivocado.

Me sentí una papanatas total. No sabía si reír o llorar de puro tarada. Llamé a Sean para contarle y explotó de la risa. No era para menos.

OK, plan B. No pensaba volver con la frente marchita y mucho menos después de haber manejado casi 40 kilómetros (25 millas parece más corto). Armé mi propia visita, aunque no guiada porque me había dejado la guía en casa. Me porté como una turista más.

Todavía falta un poco para el brindis, pero Dallas y yo nos estamos conociendo más.

Anuncios

6 Respuestas a “Dallas y yo

  1. Me encanta tu manera de llevar los relatos. Escribis muy bien. Me gusto mucho como encaraste este episodio. Sos una excelente escritora. Que día era el tour? Ahora me quedé intrigada…
    Te felicito Ani por tu nuevo blog, el anterior me gustaba mucho y como todo ser humano soy resistente a los cambios. Pero tu primer relato un exito total. Si podes subi los relatos anteriores que son muy buenos.
    Te mando un beso enorme.
    Lo

    Me gusta

¡Adelante, comente nomás!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s